www.revistatravesia.es

Multas que pueden sorprender (y salir caras)

martes 27 de marzo de 2018, 12:01h
Multas que pueden sorprender (y salir caras)
Música excesivamente alta: 2.400€ o frenazo injustificado: 500€ y 6 puntos, entre otras sanciones inesperadas

Para eludir multas, cualquier conductor piensa en algunas leyes elementales: respetar los límites de velocidad, no saltarse una línea continua, aparcar en las zonas permitidas, no utilizar el móvil… Las infracciones más comunes son conocidas por la mayor parte de los conductores, incluso cuál es la sanción económica que le corresponde y los puntos que pueden llegar a quitarnos. Pero existen otras conductas que, aparentemente son inofensivas, pero que también pueden implicar una sanción, y a veces puede salir my cara.

No todo el mundo sabe que un cartel en la ventanilla del vehículo puede causar algún disgusto. El clásico cartel de “Se vende” está totalmente prohibido y, según la normativa de cada municipio, la multa puede estar en torno a los 80 euros. Es un fastidio encontrarse un panfleto de publicidad en el parabrisas, así que la mayoría de conductores acciona el limpiaparabrisas durante la marcha para sacarlo de allí; arrojar objetos a la calzada constituye una multa de 200 euros y la retirada de 4 puntos del carné.

También es objeto de multa, que puede rondar entre los 100 y los 200 euros, no llevar a la mascota correctamente en el vehículo, es decir, de una forma en la que el animal no obstaculice la conducción. Según datos de Acierto.com*, el 32% de los conductores prefiere dejar suelta a la mascota dentro del habitáculo y casi uno de cada cuatro reconoce que se ha distraído por su culpa. Con los niños ocurre algo similar ya que 1,2 millones de padres no utilizan siempre la sillita homologada, hecho que conlleva una multa de 200 euros.

Especialmente entre los jóvenes de hasta 35 años, la práctica de llevar la música excesivamente alta está muy extendida. Si se hace cerca de un hospital, comporta una sanción nada insignificante por molestar a los enfermos: hasta 2.400 euros. Conducir de forma brusca también tiene sus riesgos, un frenado imprudente y sin justificación puede costar hasta 500 euros y 6 puntos.

A 200 euros asciende la sanción por repostar con las luces encendidas y con el motor en marcha, además de perder 3 puntos del carné de conducir. No se puede tampoco reparar el coche en la calle aunque la multa por ello es muy dispar: en algunos sitios serían 30 euros, pero en otros, como Madrid, podría oscilar entre los 750 y los 3.000 euros.

Pero incumplir las normas no es únicamente algo que hacen los conductores motorizados ya que, según las estadísticas, 8 de cada 10 ciclistas circulan escuchando música a través de sus auriculares, acción sancionada con 200 euros y que la mayoría de afectados desconoce, pero que comporta consecuencias muy peligrosas ya que la atención se ve notablemente reducida.

Los peatones cada vez son más arriesgados, de hecho, 3 de cada 5 admite no cruzar por las zonas habilitadas para tal efecto; práctica que puede costarles entre 80 y 200 euros.

De igual forma, aproximadamente el 40% de los transeúntes declara desplazarse con la vista fija en su móvil, con el paso ralentizado. El hecho de atravesar la calzada excesivamente despacio sin causa justificada puede acarrear una sanción de 80 euros. Pero los cálculos cambian si sucede un accidente de tráfico y se descubre que el peatón está bajo los efectos del alcohol y las drogas: la multa puede llegar a los 1.000 euros.

*Compañía de seguros

Fuente: elpais.com
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (4)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de TRAVESIA

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.